Las Creencias y la dopamina.

Una creencia es un sentimiento de certeza sobre el significado de algo. Es una afirmación personal que consideramos verdadera, tan verdadera como que el sol sale cada día, tenemos la certeza de que es así. Todo en nuestra vida son creencias, algunas son conscientes y muchas son inconscientes, unas nos ayudan a avanzar y otras nos ayudan a retroceder. 

Toda creencia en el momento de formarse ha tenido una intención positiva, muchas de ellas han servido para protegernos de los peligros de otra época, de nuestro pasado o del pasado de nuestros ancestros, peligros que sabemos que ya no existen o que no son reales, pero no somos conscientes de nuestras creencia ya que esta guardada en un lugar de acceso limitado: nuestro inconsciente.

Un ejemplo muy generalizado: quieres ganar dinero, piensas que vas a ganar mucho dinero, haces afirmaciones positivas, crees en la ley de atracción …. Pero el dinero no llega. ¿Qué puede estar pasando?

Tal vez tengas una creencia guardada en tu inconsciente que dice que “el dinero es malo” tal vez tus padres o abuelos se quejaban de la falta de dinero y decían que por culpa del dinero no podían ser felices. Tu puedes haber generado una creencia que dice que el dinero es malo y, por tanto, necesitas protegerte de él, no quieres saber nada de algo tan malo que hace sufrir a tu familia y a ti mismo también. Cuando tenías 7 años, no pudiste tener aquel juguete que tanto deseas, lloraste mucho y te diste cuenta de que efectivamente, el dinero es malvado, en ese momento tuviste la certeza, lo  experimentaste, tu creencia se formó y quedó guardada en tu incosnciente, en la carpeta de las "certezas".

Ha pasado el tiempo, hoy eres una persona adulta y no entiendes porque no puedes ahorrar o tener mucho dinero.

Reflexiona sobre ello, busca en tu inconsciente las respuestas ¿qué relación tenia tu familia con el dinero cuando tú eras pequeño? ¿Qué sientes tú en relación al dinero?

Sentimiento de certeza: crees que tus creencias son tan ciertas como que el sol sale cada día por eso no te paras a cuestionarlas. Empieza a dudar de las creencias que te limiten.

LA DOPAMINA

La dopamina es un neurotrasmisor que generan las neuronas de nuestro cerebro, es un químico muy importante que nos ayuda a lograr nuestros objetivos, ya sean grandes o pequeños.  Siguiendo con el ejemplo del dinero, en el caso de que quieras ganar mucho dinero, si "sientes" que lo vas a ganar y tienes la "certeza" tu cerebro te ayudará a ganarlo, generarando más de este fantástico químico llamado dopamina que hará que tengas la motivación y la fuerza necesaria para lograrlo.

Si yo creo que no puedo, no tendré ni la fuerza ni la motivación necesaria para poder hacerlo, tendré sueño y estaré cansada puesto que mi cerebro no creará dopamina.

Gracias a las nuevas tecnologías, hoy sabemos mucho más cómo funciona la química de nuestro cerebro, se ha comprobado que las persones tristes y deprimidas tienes niveles muy bajos de dopamina, sin embargo, las persones alegres y activas, tienen niveles muy altos, es por ello que yo no creo en las persones perezosas, sino en las persones que aún no conocen bien como funciona su cerebro.

Para motivarte y hacer que tu cerebro cree suficiente dopamina, necesitas creer en ti y en tu proyecto, creer en tu sueño. Si crees que es difícil o imposible de conseguir, tu cerebro no te ayudara a lograrlo y la razón es muy biológica, hay una ley que nos explica la importancia de creer en lo que hacemos, sea lo que sea.

LEY BIOLÓGICA DE OPTIMIZACIÓN DE ENERGÍA

Esta ley nos dice que esforzarse sin obtener una recompensa es un gasto de energía innecesaria. De manera inconsciente, nuestro cerebro está continuamente midiendo aquello que tenemos que hacer en función del esfuerzo y la recompensa final, si nuestro cerebro no ve recompensa, no generara dopamina, un neurotrasmisor que se encarga de darnos fuerza, motivación y movimiento para conseguir lo que queremos, sin este químico, nuestro cuerpo se siente perezoso, cansado desmotivado y triste.

Para que nuestro cerebro sienta que hay recompensa, necesitamos creer en lo que hacemos y sentir que lo podemos lograr. Si pienso que puedo lograrlo, pero no lo siento, ¿para qué gastar energía si no lo voy a lograr? Para lograr algo necesito sentir que lo lograré, en ese momento mi cerebro empezará a fabricar dopamina para ayudarme sin límites.

Si tienes una creencia inconsciente que dice que es muy difícil o imposible, no podrás sentir que es posible, debes trabajar con tus creencias limitantes para avanzar hacia tus objetjetivos.

Reflexiona sobre ello. ¿Cuál es tu sueño? ¿Qué te gustaría conseguir? ¿Te falta energía para iniciar tus proyectos? ¿Sientes que eres una persona vaga o perezosa?

Haz una lista de tus creencias limitantes y empieza a dudar de ellas. En la próxima nota hablaré de cómo se generó tu creencia para que puedas generar, conscientemente, creencias nuevas que te ayuden a conseguir los objetivos que deseas, sean grandes o pequeños.

Rosa Pavón Batlle
Consulta en Mataró, Barcelona y OnLine
info@rosabio.com